Encapuchados y  con el rostro oculto, los okupas colocan la pancarta que identificará el espacio usurpado CSOA Endanza en Sevilla.